Blogia
MANANTIALES Y CAMINOS

UN MUNDO PARA LOS DOS

Déjame cambiar los pasillos por praderas,
las puertas por arcos inmensos de enredaderas con flores multicolores,
que las escaleras sean sogas repletas de nudos
y las ventanas cielos de portátiles de días y de noches.

Puedo vivir sin una silla si hay una paca de paja seca o pasto fresco,
puedes cambiarme los dos televisores, por pinturas, discos y libros...
el refrigerador con el zumbido interminable,
por un jardín de árboles, con frutas maduras por cosechar...

No te digo que me saques de lo que el mundo llama civilización,
sólo quisiera ser más sencillo,
aunque con más perspectiva del mundo,
paredes,
techo,
cama,
cocina o estufa,
mesa con bancos de tronco,
lámparas o faroles...

Un lugar para la música y el arte,
los colores y los aromas,
las estrellas y el amanecer.

¿A dónde tengo que ir?
¿qué tan lejos?

No soy ambicioso,
no quiero más de lo que necesito,
no busco nada para guardar en mis almacenes,
para meter bajo el armario,
para amasar en mis bolsillos...

Una repiza
que guarde los detalles que me hacen sonreir,
un medio de transporte,
un aula de colegio,
un reto cada día,
una razón que mantenga mi imaginación y mi creatividad encendida,
un motivo para luchar...

¿Es demasiado?

Todo esto, coronado con la mejor compañía,
con la razón de mis días,
contigo,

MI AMOR!


Walter Paz Ruiz
27 de agosto de 2011
10:59 am

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres